6 elementos de la psicología aplicados a la publicidad y el marketing

cerebro

 

Una de las claves usadas por la publicidad y la mercadotecnia aplicada es hacer uso de la psicología, lo mejor es que la buena atención a los clientes va implícita.

Los seres humanos respondemos a ciertos detonadores, así que para influir y entender a tus clientes, necesitas entender cuáles son y cómo usarlos en tu mensaje de marketing y publicidad.

Expertos dicen que si sabes cómo funciona la mente, tienes el poder de influenciar en las decisiones que toman. A continuación, algunos de los detonadores de acuerdo a Akshay Nanavati, coach de negocios:

1. Las fuerzas motoras de todo comportamiento humano: Mediante el deseo o placer encontrado en una persona puedes definir las motivaciones que lo harían decidirse a una compra. “Para influenciar a alguien, debes saber qué le influencia. Esto lo defines identificando claramente quién es tu audiencia.”
En un mensaje de publicidad, la meta es enseñar a los prospectos cómo moverse lo más cerca posible a cierto punto que quieren llegar. Cuanto más los acerques a ese punto más probable es que te compren.

2. Novedad: Se ha demostrado que neurológicamente, estar expuesto a algo nuevo y poco familiar incrementa la liberación de dopamina en el cerebro, este piensa que hay una posibilidad de recompensa esperando por nosotros.

Puedes aplicar esto simplemente a tus productos creando nuevos, o dotándolos de cambios a los ya existentes.

3. Explica por qué: El Dr. Michael Gazzaniga, autor y profesor de la Universidad de California descubrió que nuestra mente siempre busca explicaciones para entender todo lo que experimentamos en la vida.

Llamar la atención del cerebro con preguntas o afirmaciones que llevan hacia una duda puede jugar con la mente de tu posible comprador.

4. Cuenta una historia: Contar historias activa partes de nuestro cerebro asociadas con la vista, el sonido, el gusto y el movimiento.

En torno a tu producto o servicio crea una historia, el autor ejemplifica con la campaña de Red Bull que se vale de mini historias para captar la atención.

5. Simplifica tu solución: De acuerdo al psicólogo Daniel Kahneman, en su libroThinking Fast and Slow, la ley general del mínimo esfuerzo aplica igual, para el esfuerzo físico y cognitivo.

Esta ley dice que para alcanzar una meta el ser humano siempre se decide por la más fácil, así al promocionar tu producto indica que es un medio más fácil para llegar “a”, o que es la mejor solución “para”.

6. Crea un enemigo en común: La forma más fácil de explicar este punto es recordar la estrategia de Apple quien hizo de las PC su enemigo y consiguió aliados que terminaron por preferir su producto.

La base psicológica está en que la gente siempre tiene un enemigo del que piensan es la razón por la que no consiguen los resultados que esperan, por ello únete a  ellos.

Por Nallely Orozpe

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s