Descubre que tipo de empleado eres.

La revista Forbes elaboró una lista de diversos tipos de empleados, de acuerdo con una investigación de la especialista en comportamiento organizacional, Lynda Dahkle. A continuación, algunos perfiles comunes en las empresas: 

1. Manipulador. Es el profesionista que cree que todo gira alrededor de él o ella, pero carece de un buen nivel de proactividad y se le dificulta desarrollar relaciones  de confianza con sus compañeros e, incluso, jefes. Suelen ser agradables (muy buenos para ventas) aunque siempre quieren sacar provecho a su favor de las situaciones.

2. Perfeccionista. Vive con reloj en mano, es decir, le interesa que todo funcione a su ritmo y está al pendiente hasta del último detalle en cada cosa, porque teme perder el control y el poder. Esa falta de capacidad para delegar y el intento por tratar de estar en todo, los hace solitarios y malos líderes de equipo.

3. Me llaman ‘desafiante’. A este empleado lo caracteriza su potencial, no tiene problemas en asumir nuevos retos, aunque quizá funcione mejor para proyectos que requieren independencia y menos trabajo en equipo. Para este tipo de profesionista, las tareas se convierten en “desafíos” que quieren cumplir sea cual sea el precio. Funciona como líder, aunque debe recibir asesoría para que se le facilite la interacción con quienes lo rodean.

4. Irresponsable. Se comporta como niño (a). La clave para lograr que dé los resultados esperados, es descubrir qué lo motiva. Una vez que haya encontrado el incentivo, necesita supervisión continua para que cumpla con los compromisos en la forma y el tiempo acordado.

5. El Psicoanalista. La palabra define parte de su esencia; se distingue por estresarse ante cualquier problema. “Este es un tipo de trabajador que no desenvuelve bien en los ambientes bajo presión, lo cual es algo común hoy en día. Así que posiblemente escapan de los puestos de jefatura, o hay que hacer coach con ellos para que pierdan sus temores”.

6. Véanme ¡ahora! Como su nombre lo dice, son los profesionistas que se caracterizan por querer llamar la atención, pero no por su labor, sino por cómo visten, hablan y socializan con los compañeros del equipo.

 7. Pragmáticos. Es personal con mucha iniciativa, pero no se percata que algunas de sus acciones son dolorosas para el resto de sus compañeros, sea por la manera de comunicarse o por actividades que pueden molestar a los demás.

8.- El tardío. Este profesionista, lejos de percatarse que la puntualidad es básica, cada vez llega más tarde a la oficina inventando varias excusas, y una cada vez más irreal que la anterior
 Otro patrón recurrente es el que “trabaja y trabaja, sin importar lo que sucede a su alrededor. Llega al grado de olvidarse o no saber el nombre de otros compañeros de oficina. Son muy entregados, aunque la falta de sociabilidad puede resultarles contraproducente”. Como bien lo menciona el doctor Marcelo Tedesco en su taller de plan de desarrollo profesional en uno de los temas más relevantes sobre “A jornadas de trabajo más largas, menor productividad” en el cual nos sugiere varios tips para no caer en los ciclos de incompetencia.
No te puedes perder este taller que será el Sábado 08 de octubre el hotel RIU PLAZA GUADALAJARA, en Guadalajara, Jalisco, México, de 8:00 am a 3:00 pm. Para mayor información visítanos dando clic aquí.http://benvivemkt.blogspot.com/p/taller-plan-de-ruta-profesional.html
Y ¿tú, con qué tipo de empleado te identificas?
Por: Paola Yanine García/ Eventos y RS Staff
Fuente: CNN Expansión
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s